Fundación La Nación Banco Galicia Fundación Osde Ashoka Emprendedores Sociales Fundación Arte Vivo Fundación Cimientos

PROYECTO

Una escuela cooperativa: aprender, crear y compartir
  • Escuela: Escuela Cooperativa Olga Cossettini
  • Teléfono: 03548-481735
  • Correo electrónico: coopeducolgacossettini@yahoo.com.ar
  • Fecha de inicio del proyecto: 10/2009
  • Fecha de finalización o fecha prevista para la finalización del proyecto: 12/2010
Problemática principal para abordar en el proyecto vinculada al proceso de enseñanaza / aprendizaje:

- Muchos niños no sienten motivación para asistir a la escuela. Los niños no sienten la escuela como un ámbito propio y en ocasiones encuentran lo que estudian disociado de su realidad y de su vida. - Se pone énfasis sólo en los resultados, olvidando los procesos, favoreciendo el exitismo y la competencia. - Hay superficialidad en los contenidos tratados. Parecería importar más la cantidad de contenidos que la profundidad con la que se estudian los mismos. Hay apuro para “cumplimentar” el currículo. - Se fragmenta el conocimiento y la experiencia en asignaturas, reduciendo los todos a las partes sin preocuparse por establecer una continuidad y una conexión. Por el contrario, en ocasiones se peca de integrar todo, sin naturalidad, perdiendo de vista los objetivos reales planteados - Se aprende memorística y repetitivamente. No se favorece la construcción del aprendizaje ni el establecimiento de las relaciones. - Se atiende en particular a lo intelectual, olvidando que el niño posee un cuerpo y cinco sentidos para aprender y expresarse. - Las “horas” son muy cortas, imposibilitando abordar la compenetración y la profundización en los contenidos tratados y el buen desarrollo de las vivencias de aprendizaje - El aula tiene cuatro paredes y no se sale de ella para aprender. Los paseos están vedados y si se los hace requieren de un papelerío extra que hace que los niños no salgan a su barrio, a ver muestras de arte, a la plaza. - Los grupos son numerosos. El vínculo entre el niño y su maestro no posibilita un seguimiento personalizado exhaustivo y es más difícil respetar los ritmos particulares de cada niño, llevando esto al fracaso escolar, a la generación de violencia en el aula; la evaluación se reduce a un papel en un determinado momento, los niños con dificultades para aprender no pueden ser contenidos adecuadamente. - El arte no es considerado educativo. Este pensamiento no sólo está instalado en los niños (para algunos de ellos, la hora de plástica es “hora libre”) sino también por los padres y los maestros de grado. Hay una desvalorización del arte y de la hora de plástica y de música. Socialmente, la sensibilidad está desvalorizada.

Diagnóstico y motivación (cuál fue el problema que dio origen al proyecto):

En un marco general de deterioro de la educación, falta de interpretación de las propuestas curriculares, desconocimiento de las necesidades de los niños y un contexto nacional y mundial de violencia, des-culturización, aculturación y pobreza: - la escuela es víctima del empobrecimiento económico y cultural, causado por políticas que no atienden a la equidad y la justicia social. - la violencia social, no sólo excede el marco escolar, sino que también la contiene. De esta forma la escuela actúa de manera directa al recrear o no, en el mismo ámbito escolar los mismos modelos generadores de violencia propuestos por la sociedad, de esta forma fortalece, convalida, se hace cómplice. - la educación de otros tiempos no tuvo en cuenta la formación de seres capaces de participar como ciudadanos, provocando el individualismo y la apatía frente a problemas sociales. Por otro lado, no atendió a la necesidad de hermanar al hombre con su tierra, produciendo un desmesurado descuido del planeta que habitamos. Más específicamente: - Se observa en las escuelas la “reproducción” de lo que está de moda. Tal modelo, desprovisto de belleza y riqueza, muchas veces o siempre está relacionado con el consumo cuyo mensaje es facilista, superfluo, violento y degradante. - Suelen aparecer en el modo de vincularse con los niños rasgos de autoritarismo y la disciplina es impuesta desde afuera, con gritos, arbitrariedades y otras actitudes violentas, como la forma de llamar a los niños (apellidos, sobrenombres), la manera de corregir sus producciones (tachándolas, valorando subjetivamente), el no respetar sus creencias religiosas, realizando comparaciones y estableciendo diferencias arbitrariamente. - Los niños no participan en la construcción de normas y acuerdos de convivencia. Por lo general todas las normas y pautas son preestablecidas, los niños no opinan sobre problemas y posibles soluciones en cuanto a la convivencia. - Las evaluaciones se reducen a un momento; la calificación cuantitativa muchas veces no da al niño ni al papá una idea de qué es lo que hay que rever, repasar o afianzar. La evaluación cuantitativa de los procesos de los niños no dan a las mamás y papás información suficiente. - En muchos casos existe falta de interés genuino de parte del docente en cuanto a su formación y capacitación. - En la escuela no hay momentos de reflexión acerca de la tarea que cada docente lleva a cabo. Reflexión individual y conjunta, entre compañeros. Cuando la posibilidad de reflexionar se da, por lo general se transforma en una catarsis que termina allí, sin soluciones superadoras. - Escuela y familia se encuentran alejadas, maestros y padres se escuchan en un contexto de “apuro”, no hay un espacio de charla sobre los valores compartidos como escuela, no se determinan conjuntamente planes de acción posibles para acompañar y ayudar a los niños. - Los padres se encuentran escasamente comprometidos con la educación de sus hijos (por imposibilidad, por apatía, por diversas causas); la escuela se convierte, en muchos casos, en guarderías. - Las aulas de las escuelas en nuestra localidad se encuentran superpobladas, no pudiendo recepcionar más cantidad de alumnos, lo cual genera un grave problema que se contrapone al crecimiento poblacional e incremento de la población por corrientes migratorias a pasos acelerados. Diversas actividades que consideramos fundamentales en nuestro modelo educativo, son parcialmente realizadas y otras no pueden ser abordadas dada las limitaciones en el espacio físico. La casa en donde funciona actualmente la escuela resulta pequeña para albergar a más niños.

El proyecto se vincula principalmente con el aprendizaje de:
  • » Ciencias Exactas
  • » Ciencias Naturales
  • » Lengua y Literatura
  • » Ciencias Sociales y Humanidades
  • » Tecnología
  • » Lenguajes Artísticos
  • » Medio ambiente y desarrollo sustentable; cooperativismo
Descripción (descripción general del proyecto, estrategia principal o eje del proyecto):

Somos un grupo de docentes y familias que conformamos la “Cooperativa Educacional Olga Cossettini”. Fundada en el año 1998, la escuela brinda educación a niños de 3 a 12 años en período inicial y primario, de la Educación General Básica (EGB1 - EGB2) en Capilla del Monte, Provincia de Córdoba. La propuesta educativa de la escuela apunta hacia una educación integral de los niños, abordando holísticamente todos los aspectos de la vida, haciendo énfasis en el amor al conocimiento, la investigación y la expresión artística, fomentando especialmente el desarrollo de una conciencia ecológica y de responsabilidad social. Integrando la vida semi rural y el actual desarrollo tecnológico. En el año 1998, un grupo de 14 familias, preocupados por la realidad de las escuelas en la región y la calidad de la oferta educativa, en el marco de la superpoblación de las aulas; comprometidos con una propuesta de educación en valores que incluya a todos los sectores; elaboraron una propuesta educativa inspirada en los principios de la “Escuela Activa”, de Olga y Leticia Cossettini y el maestro rural Luis Iglesias. Elegimos una organización cooperativa, donde la ayuda mutua y el compromiso con las realidades más desfavorecidas se traducen en propuestas concretas, y se genera el ámbito propicio para que los niños, que en definitiva son los adultos del futuro, incorporen desde pequeños estos valores y las herramientas para afrontar las problemáticas de un mundo complejo. Así también la escuela con su particular modo de organizarse permite un marco de contención y ayuda a familias que se encuentran en vulnerabilidad social. Como parte de intercambios y colaboración entre proyectos educativos, la escuela desde hace 2 años, comparte el edificio con la “Escuela de Música Popular Artemusa”, donde tanto niños como adultos pueden formarse como intérpretes de distintos instrumentos musicales. Esto ha posibilitado un intercambio de experiencias, saberes y recursos, muy favorable para ambas instituciones. La escuela funciona hoy en una antigua casona colonial, a cuadras del centro municipal de la Ciudad, y en la actualidad brinda Educación Inicial y Primaria a 77 niños, con una demanda que crece día a día. Trabajamos diariamente para responder a dicha demanda, haciéndose muy difícil la integración de mayor cantidad de alumnos y familias, por cuestiones netamente económicas y edilicias. Nuestro horizonte: -Frente a la formación de seres individualistas y competitivos, proponemos el trabajo en equipo, cooperativo y solidario. -Frente a un planeta en ruinas, proponemos formar seres responsables y cuidadosos de su entorno. Apuntamos a la educación del niño como ser integral. La educación por el arte es eje y guía de nuestro quehacer. Pretendemos que los niños lleguen a la escuela felices. Si la escuela acerca al niño aquello que le es tan propio como el juego y la naturaleza que lo rodea para aprender, el niño acudirá gozoso, seguro. Se le presenta un abanico de actividades convocantes: pintar, observar animales, dibujar, cantar, bailar. Alguna de estas propuestas va a atraerlo profundamente y va a hermanarlo con la escuela, la cual pasará a ser un ámbito propio. La escuela debe ser un lugar donde el niño se mueva fácilmente, busque lo que necesite, se encuentre cómodo, todo debe estar a su alcance. Valoramos mucho el proceso. Se fomenta el conocimiento de sí mismo, alentando los aciertos y revisando el camino hecho, para llegar a un conocimiento. Nos preocupamos por los resultados que cada niño alcanza en función de su potencial. No se realizan comparaciones con otros niños. Se pone énfasis en aprender a aprender, por ende, aprender como una actividad vitalicia, lo que presupone dotar de estrategias. Seleccionamos cuidadosamente los contenidos, pocos, que se estudian en profundidad; en nivel inicial y durante todo el primer ciclo hay una mayor flexibilidad en cuanto a los contenidos seleccionados para ciencias, muchas veces se parte de lo que los niños traen como propuesta a partir de su interés. Observación, exploración, vivencia y experiencia son fundamentales en estas primeras etapas de la escolaridad. Durante el segundo ciclo se profundizan los contenidos y los alumnos egresan habiendo cumplimentado la currícula oficial. Intentamos formar una trama de contenidos significativos, que en la etapa final del proceso educativo, (final porque el niño egresa) se cierra circularmente. Se parte del juego, de la propia experiencia, de la expresión artística, del “hacer”. Luego se llega al conocimiento abstracto, a la posibilidad de establecer relaciones. De todas formas, no se desestima el ejercicio de la memoria. Nuestra escuela no pretende “dar más de lo mismo” ni tampoco reforzarlo, sino que intenta introducir, o por lo menos mostrar, a los niños y jóvenes un legado cultural al que no tienen acceso a diario. Entre otras actividades, escuchan conciertos en vivo o por reproducción, observan pinturas, esculturas. También se realiza una adecuada selección del material literario que respete al niño como ser sensible y se promueve la visita de personas que relatan sus experiencias (viajeros, escritores). Así, la belleza y la armonía están presentes cotidianamente en la escuela y el mundo lejano se les acerca. El trato es cordial, no hay distancia entre adultos y niños, hay respeto mutuo. Nada de sobrenombres y apellidos. Todos (alumnos, maestros) comparten la misma merienda, los mismos materiales. Se respeta el cuaderno de los alumnos (lo que no significa no marcar los errores, pero sí hacerlo de manera adecuada). Se realiza una asamblea semanal en la que los niños preguntan, critican, proponen, felicitan y agradecen. En ella se debaten los temas propuestos por ellos, que tienen que ver con lo que les interesa y preocupa de su vida escolar. La intervención del adulto intenta ser mínima. Los niños avanzan en su capacidad de escucha y de diálogo y se preparan para una vida de participación ciudadana, crítica y responsable. Salidas y paseos son frecuentes. Las paredes de la escuela se vuelven transparentes y entonces vamos al jardín, al balneario, a visitar al zapatero, a la vecina. Realizamos una distribución del tiempo acorde a cómo queremos desarrollar los contenidos procedimentales. Los bloques de trabajo son largos, separados por un solo recreo de 25 minutos. Proponemos la formación de pequeños grupos, de no más de 15 niños. De este modo: *los vínculos son reales, posibles, se favorece la interacción entre niño y niño (las relaciones entre ellos son más profundas), entre niños y docentes (es posible que el docente pueda guiar, acompañar, sin imponer. En grupos pequeños la educación es más personalizada: puede respetarse los ritmos de aprendizaje de cada uno, puede evaluarse directamente) y además, el grupo pequeño propicia la interactividad entre el niño y el conocimiento. (La experiencia viva directa es posible: cada niño puede ver, tocar, oler, sentir, expresar). * el tiempo de la clase rinde porque está distribuido entre pocos chicos. Cada niño trae su aporte y tiene tiempo para convertirse en protagonista de su aprendizaje enriqueciéndose a sí mismo y al grupo. *si cada uno tiene su tiempo y espacio para expresar, aprender, comunicarse y el maestro o compañeros pueden escuchar, contener, apoyar; en los grupos pequeños se reduce la violencia. Pretendemos evaluar continuamente, mediante la observación directa, la co-evaluación, la hétero-evaluación y la auto-evaluación. Este hecho está favorecido por la conformación de grupos pequeños. A los padres se les entrega un informe descriptivo del proceso de enseñanza aprendizaje de su hijo y del grupo al que pertenece. Los maestros escriben su diario de clase cuando ésta finaliza y luego, se reúnen para reflexionar sobre su día de trabajo y compartir experiencias, pedir consejos. Además, en la reunión semanal, los docentes pueden seguir profundizando sobre su práctica. Por otra parte, reciben asesoramiento profesional para casos especiales. También llevan a cabo una “jornada pedagógica” mensual donde se genera un espacio para el estudio y la expresión artística de los docentes. Los padres se encuentran comprometidos con la educación de sus niños; de hecho, frente a todas estas sombras de la escuela actual, y junto a los docentes formaron esta escuela, que ya funciona desde hace 9 años. En las reuniones de padres de carácter pedagógico, la asistencia es de entre un 80 % y un 100%. Por iniciativa propia los padres se reúnen en una Asamblea mensual, donde la asistencia es de alrededor de un 70%.

Objetivo general del proyecto:

Brindar a la comunidad una propuesta educativa integral e integradora desarrollando: - una escuela pequeña que permita que el vínculo entre alumno y docente sea posible, real. - una escuela democrática, en la que todos los actores de la comunidad educativa estén representados. - una escuela cooperativa y solidaria en interacción permanente con la comunidad.

Objetivos específicos del proyecto:

- Contactar al niño con su entorno social y natural a través de la experiencia directa (observación, análisis, propuestas para la resolución de problemas, reflexión, estudio e investigación). - Expresar estos aprendizajes por intermedio de la pintura, la literatura, la música, el teatro, el juego, la expresión corporal, la danza, los trabajos manuales, el modelado, el trabajo en la huerta y el jardín. - Fortalecer las redes de comunicación e intercambio, brindando herramientas a todos los actores de la comunidad educativa por medio del uso de internet, la creación y realización de publicaciones (revista de los niños y revista de padres, docentes, niños y propuestas de los actores sociales), página web con participación de padres, docentes y niños. - Abrir la escuela a la comunidad a través de talleres de capacitación para docentes, eventos artísticos, muestras y talleres. - Formar docentes en la pedagogía Cossettini. - Garantizar la continuidad del proyecto y su buen funcionamiento tanto para los niños que ya se encuentran incluidos como también responder a la demanda constante de nuevos niños. - Promover la participación de los padres en todas las actividades de la escuela y el compromiso con la Cooperativa. - Fortalecimiento del proyecto conjunto con la Escuela de Música Popular Artemusa, que funciona en contraturno y enriquece la propuesta educativa.

Plan de acción (pasos o etapas):

Paralelamente a las tareas y actividades permanentes de la escuela con sus jornadas de Lunes a Viernes, y su organización general, señalamos las siguientes etapas: Etapa 1: Consolidación de equipos de trabajo: - Gestión de Recursos: gestión con el Ministerio de Educación Nacional y Provincial en curso, gestión con la Municipalidad local, búsqueda de financiamientos y recursos en general, proyecto para la construcción de edificio propio, resolver en lo inmediato la continuidad del alquiler de la casa donde funciona actualmente la escuela, etc. - Mantenimiento y Limpieza - Comunicación: finalizar la elaboración y edición de Revista “Semillas al Viento” y Revista Bla-bla-bla de los Niños; diseño de págína web; convocatoria a programa de padrinazgos, otros. - Eventos: organización Fiesta de la Primavera, Ferias, Conciertos, Muestras, etc. Etapa 2: - Conformación de Equipo de trabajo para la Elaboración de Material didáctico y disfraces, juegos, etc. - Mantenimiento y Limpieza - Planificación y coordinación de los talleres y eventos de la Etapa 3. - Realización de talleres de formación docente. Etapa 3: - Presentación final Proyecto Edificio propio - Realización de Talleres y Eventos artísticos - Realización de Taller de formación docente

Cronograma de actividades:

Durante todo el año escolar los niños vivencian los siguientes espacios característicos de nuestra escuela: -La asamblea de niños: Participación, expresión de la propia voz, opinión fundada, respeto por la opinión diversa, tolerancia, creación de normas por acuerdos, aceptación de normas ya existentes. (1 vez por semana) -Celebración de las estaciones y fiesta de fin de año: acompañar los ciclos de la naturaleza, experiencia de cambio, de vida-muerte-vida; tiempo de renovación, de activación y quietud. (trimestral) -Rondas: Un espacio para compartir entre todos la merienda, las canciones, las poesías, las anécdotas, los bailes, los conciertos. (todos los días) -Salidas, excursiones, campamentos: sensibilización hacia la naturaleza, conocimientos de la realidad natural y social, auto-conocimiento. Autonomía y capacidad de accionar. (salidas: semanales; excursiones: trimestrales; Campamento: anual) -Conciertos: Sensibilización a la experiencia sonora. Expresión musical de diferentes culturas y estilos. En muchas oportunidades los conciertos son en vivo. (semanal) -Rutinas: memoria, constancia, adquisición de hábitos. (diarias durante el primer semestre) -Espacios de diálogo y explicitación: Promueven la capacidad de “filosofar”, pensar con el otro, hacer hipótesis, hacer conscientes los procesos mismos de aprendizaje, fundamentar y debatir sobre los valores vivenciados. (cotidianamente) Durante todo el año, los padres se reúnen mensualmente en la Asamblea de Padres para intercambiar información, organizarse para las tareas que necesita la escuela, y elaborar propuestas conjuntas. Año 2009 Octubre - Concierto conjunto con Artemusa - Asamblea mensual de Cooperadora de Padres Noviembre - Página Web - Edición y lanzamiento de la Revista “Semillas al Viento” - Feria de Intercambio de Productos artesanales elaborados por los padres Diciembre - Fiesta de Fin de año - Muestra de las producciones de los niños - Edición de la Revista Bla-bla-bla, elaborada con material y producción total de los niños de la escuela. - Campamentos de fin de curso Año 2010 Abril - Fiesta del Otoño Mayo - Taller de Formación docente - Feria de Intercambio de Productos artesanales elaborados por los padres Junio Fiesta del Invierno Revista “Semillas al Viento” Festival artístico con invitados Taller de Energías Alternativas para niños y docentes Agosto Taller de música ancestral para niños y docentes abierto a la comunidad Concierto de música del grupo Tribumadre Presentación proyecto edificio propio Setiembre Fiesta de la primavera Feria de Intercambio de Productos artesanales elaborados por los padres Octubre Taller de formación docente Noviembre Revista “Semillas al Viento” Feria de Intercambio de Productos artesanales elaborados por los padres Diciembre - Fiesta de Fin de año - Muestra de las producciones de los niños - Edición de la Revista Bla-bla-bla, elaborada con material y producción total de los niños de la escuela - Campamentos de fin de curso.

Contenidos abordados:

Como institución que aspira a insertarse en el Sistema Educativo del la Provincia de Córdoba, adhiere a las formulaciones de la Ley de Educación Nacional N 8113/91, la Propuesta Curricular de la Jurisdicción, el Decreto Provincial N 114/96 y los Núcleos de Aprendizaje Prioritarios (Nación 2005/6). Las expectativas de logros, los ejes organizadores, los contenidos conceptuales, procedimentales y actitudinales de cada área, se enmarcan dentro de la propuesta curricular de la Provincia de Córdoba. Destacamos que lo innovador del proyecto es el abordaje de los mismos y las metodologías utilizadas que describimos en el punto 2.20

Producciones:

Revista Bla bla bla: con producciones de los niños. Revista “Semillas al viento”, en elaboración.

Recursos necesarios para el desarrollo del proyecto:
  • » Materiales: Becas para niños, Sueldos docentes y administrativos. Equipamiento. Materiales. Merienda.
  • » Humanos: 7 maestros, 1 maestro volante, 1 asesor psico-institucional, 1 secretaria, 1 asesor contable, 1 auxi
  • » Edilicios: Alquiler de la casa donde funciona la escuela. Edificio propio
¿Cuenta la escuela con todos estos recursos o solo con algunos?

La escuela cuenta sólo con algunos de los recursos antes mencionados. El recurso genuino más valioso de este proyecto es el recurso humano. Contamos con un equipo de 7 docentes, 5 talleristas, 3 administrativos, 3 asesores, y 65 familias activas que colaboran voluntariamente en los distintos equipos de trabajo. Además contamos con equipamiento básico y los materiales que permiten el funcionamiento regular de la escuela. Teléfono e Internet gratis por un año (premio obtenido por participación en un evento de empresa Visión Color, de la localidad).

Logros / Resultados del proyecto, en función a la problemática planteada:

Esperados:
Responder a la necesidad de la creciente demanda de vacantes a nivel local, brindando una importante alternativa para cubrir este déficit en la oferta educativa de la zona. Ser una escuela sustentable, que apunte al cuidado y protección del medio ambiente, respetando los aspectos geográficos y las innumerables especies del lugar. Utilizando energías alternativas. Seguir capacitando a docentes del Valle de Punilla y formar docentes en la pedagogía Cossettini. Acercar propuestas culturales y artísticas a los niños, la familia y la comunidad. Fortalecer la estrategia de comunicación y difusión de la pedagogía y actividades de la escuela, como así también de las ideas y producciones que elaboran los niños a través de las publicaciones y la nueva página web. (revista bimestral, revista anual de los niños).

Alcanzados:
Se brinda a la comunidad desde hace 10 años una propuesta de escuela cooperativa, solidaria en interacción permanente con la comunidad. Una Escuela democrática, en la que todos los actores de la comunidad educativa estén representados. Actualmente, la escuela brinda Educación Inicial y Primaria a 77 niños. Ya han egresado 32 niños con excelente nivel académico; tanto en los resultados de evaluación de equivalencias como en los exámenes de admisión a distintas instituciones educativas. Ya se han formado en la pedagogía Cossettini 30 maestros, 15 talleristas. Se han realizado más de 150 de eventos, fiestas, ferias, conciertos a lo largo de estos 10 años de funcionamiento. Se ha elaborado el mono de la Revista “Semillas al Viento”, y se ha editado un número anual del Bla-bla-bla, desde el año 2002.

Participantes del proyecto:
  • » Alumnos
  • » Docentes
  • » Padres
  • » Otros
  • » Participan otras escuelas / intituciones: Escuela de Música Popular Artemusa, Grupo Tribumadre, Coordinador Programa Energías alternativas de
Explique la participación de cada uno de los otros actores involucrados:

- Escuela de Música Popular Artemusa: Brindan asesoramiento en el área músical, colaboran en los conciertos abiertos a la comunidad y participan de conciertos en vivo en la escuela con frecuencia. - Grupo Tribumadre: Taller de Música Ancestral para niños: Un recorrido general y vivencial, para conocer nuestra música ancestral y despertar el interés en nuestras culturas y en la interrelación con nuestra Madre Naturaleza. Taller Música desde la Tierra: Taller participativo sobre música, canto e instrumentos musicales de los pueblos originarios. Dirigido a docentes de las distintas áreas y público interesado. Espectáculo con la música de los Pueblos Originarios de la Argentina y el vínculo con el origen mismo de la música en la Tierra. - Coordinador Programa Energías alternativas de la Dirección de Energías Alternativas y Comunicaciones de la Provincia de Córdoba. Taller de “Energías alternativas”: asesoramiento para docentes y padres, y realización de actividades prácticas con los niños. (Energía solar, energía eólica, reciclaje, etc.)

¿Cuál de los aspectos del proyecto considera usted que son creativos / innovadores?
¿Por qué?

Consideramos que este proyecto educativo es innovador en su totalidad, por la forma de abordar los contenidos, por la línea pedagógica con la que se trabaja, por el modo de organizar la institución, por el ambiente que se genera cotidianamente para el aprendizaje, por el compromiso de los docentes para con los niños y la tarea que llevan a cabo y por haber logrado una constante participación de los padres. A partir de todo esto, desarrollamos algunos de los conceptos y prácticas con los que se aborda la enseñanza/aprendizaje en este proyecto desde hace 10 años con excelentes resultados: - La educación debe ser integral, no sólo debe apuntar a la formación intelectual. Junto a esta formación, la escuela debe poner en práctica las aptitudes manuales, facilitar y desarrollar las distintas formas de expresión creadora. La educación es vida y prepara para la vida; de esto se desprende que el aprendizaje debe desarrollar en el niño hábitos positivos de convivencia y cooperación social. - La educación por el arte, eje conductor de nuestra propuesta educativa, es desencadenante del proceso educativo: vehículo hacia la adquisición de conocimientos y culminación de un proceso donde la expresividad y creatividad del niño se ponen de manifiesto. El hombre aprende a través de los sentidos. Oír, ver, oler, sentir, gustar, proporcionan los medios para conocer, interpretar e interactuar con el medio, a la vez que se descubre a sí mismo. La escuela no debe descuidar este hecho tan simple, sabiendo que cuantas más oportunidades se den al niño de desarrollar la sensibilidad perceptual, mayores y mejores serán las oportunidades de realizar aprendizajes. El arte es, ante todo, para el niño, un medio de expresión, un lenguaje del pensamiento, una necesidad para integrarse como sujeto psíquico y social. A través de una oferta variada de lenguajes artísticos y trabajos manuales, vemos cómo los niños expresan sus sentimientos, pensamientos y percepciones. - El juego: por ser uno de los primeros lenguajes del niño y una de sus primeras actividades, a través del cual conoce el mundo que lo rodea y aprende a manejarse en la trama de relaciones sociales, no puede ser excluido del ámbito de la educación formal. El aprendizaje a través de situaciones lúdicas es profundamente enriquecedor. El niño internaliza y relaciona su aprender en la escuela con el disfrute, la alegría, la creación, la imaginación, la libertad y el compañerismo. - Estilo de convivencia: está sustentado por los principios de la “Escuela Serena”: • Espíritu creativo. • Respeto por la individualidad. • Autodisciplina, generada a partir del amor a la tarea. • Sentimiento cooperativista y comunitario - Comunicación: Un vínculo de afecto, confianza, autoridad es una condición a darse en el acto educativo. El trato es tierno, cordial y respetuoso. Entre los niños y entre los docentes. Nos llamamos por el nombre y no utilizamos sobrenombres, apodos o diminutivos a menos que el niño exprese que desea ser llamado por un sobrenombre. La sinceridad y la verdad son ejes conductores, se permite la franqueza, la libre expresión de las ideas y el desacuerdo. - En cuanto a las correcciones y evaluaciones se tiende más a resaltar las capacidades propias de cada niño que a remarcar sus errores y desaciertos, sin realizar comparaciones ni estimular la competencia entre los niños. El estímulo para progresar, el alentar con afecto son parte del marco de respeto en el que pretendemos crecer. - Cuadernos y dibujos: Los maestros no tachan, ni escriben sobre las palabras ni en los dibujos; tampoco emiten juicios de valor exaltando, sobrevalorando, o desmereciendo sobre las expresiones artísticas de los chicos puesto que los cuadernos y sus obras son patrimonio exclusivo de su alma. - La disciplina: Tendemos a que la disciplina surja de la misma tarea. Se funda en el gusto y el amor por lo que se hace. Los niños adquieren paulatinamente una capacidad de organización grupal que les permite lograr los objetivos que se propusieron. Esta autodisciplina supone un buen uso de la libertad pero ese buen uso conlleva a un camino de ejercicio. Tendemos a que exista autorregulación en el grupo y en cada individuo en particular y no una imposición externa. Inclusive, mientras los niños aprenden a regular sus acciones, los adultos, como sus guías, debemos ponerles límites claros, precisos, siempre en un marco de respeto y cariño, sin gritos. No nos basamos en un sistema de recompensas, premios ni castigos. Si bien hay normas y premisas básicas ya acordadas por las familias, hay otras normas que se construyen a diario, que se moldean en la convivencia y se llegan a acuerdos en un sistema abierto que tiende a propiciar el orden, la paz, la armonía y la cooperación. - En el accionar diario de la escuela estos principios se traducen en: • Las diferentes formas de agrupar a los niños. • Propuestas de trabajo para resolver en equipo. • Rondas. • Asambleas. - Las diferentes formas de agrupar a los niños: Existen variadas actividades en las que la formación de los grupos no responden a la homogeneidad de las edades o de los saberes, promoviéndose la integración de niños grandes y pequeños,favoreciendo la formación en una corriente de solidaridad y la descentralización de la figura de los maestros como los únicos que pueden enseñar. Hay un momento del día escolar, la “rutina” en el que grandes y niños comparten su aprendizaje. Esto hace que los más grandes aprendan a ser solidarios, tolerantes y tengan respeto por los más pequeños. Éstos últimos aprenden de los grandes a modelar papeles, armar rompecabezas, leer carteles, recitar poesías. La consigna no es que uno solucione el problema de otro sino que haga junto a otro y lo guíe. También se da que un pequeño tenga algo que enseñar, alguna habilidad, destreza o valor, a un compañero grande. Semanalmente en el grupo los más grandes reciben a los niños más pequeños, los ayudan a cambiarse, les cuentan cuentos previamente preparados o ilustran juntos un cuento, o bien invitan a los pequeños a ver una obra de títeres o teatro preparada por ellos. - Propuestas de trabajo para resolver en equipo: Se pone mucho énfasis en el trabajo grupal. En todas las áreas se dan propuestas de este tipo, en las que tienen que pensar en conjunto, priorizar ideas, respetar la individualidad del otro, asumir que no acepten su propuesta, el cambiar de perspectiva, o el cambio que los otros operen o propongan sobre ellas en pos del bien del grupo y del logro del objetivo al que tengan que arribar. - Rondas: Dos veces por día se hacen rondas en las que participan todos los niños y docentes de la escuela, sentados en círculo. La ronda para compartir la merienda. Se realiza después del recreo: se canta una canción que lleve a la calma y luego dos niños, reparten la merienda convidada en bandejas. Comemos en silencio. Una ronda para despedirnos, al finalizar el día de trabajo. Allí compartimos aprendizajes, adivinanzas, poesías, canciones y bailes. - Asamblea Una vez por semana todos los chicos de la escuela realizan una Asamblea; sentados en ronda se leen sus “propuestas”, “críticas” y “felicitaciones” que previamente escribieron y guardaron en buzones . Se escucha cada opinión y se anotan las conclusiones en un “cuaderno de Actas”. En este espacio también se evalúan si cambios propuestos en Asambleas anteriores se cumplieron o no. Se estimula el consenso. Tendemos a que los mismos chicos puedan moderar y llevar a cabo las anotaciones. También cada grupo elige un representante, para que lleve las propuestas a la Asamblea. Hay dos grandes asambleas: una, al cerrar el primer ciclo del año, antes de las vacaciones de invierno y la otra, al terminar el ciclo lectivo. Son de suma importancia puesto que las propuestas, críticas y felicitaciones, son base de posteriores planificaciones. Los contenidos específicos de cada área, se encuentran descriptos en detalle en el Proyecto Institucional de la escuela, que se encuentra a disposición. Se hace imposible detallar los mismos en este formulario, pero consideramos de vital importancia las prácticas concretas en el aprendizaje.

Referentes:

-Lic. Velia Bianco: Lic. En Letras. Fundadora del “Pedagógico de la Plata”. Email: vebian2@yahoo.com.ar -Centro de Artes y Ciencias de City Bell. Horacio Gilitchensky, fundador. hgilit45@gmail.com -Intendenta Municipal Rosana Olmos, Capilla del Monte. Tel: 03548-481341. -Amanda Paccotti: Docente Pedagogía Cossettini. amanda_paccotti@yahoo.com.ar -Instituto Madre Cabrini, Rector Prof. Luis María Fernández. Capilla del Monte. Tel: 03548 – 481218 -Centro educativo Manuel Belgrano, Capilla del Monte. Prof. Silvia Romero. Tel: 03548 - 482323

Recomendar este proyecto a un amigo/a





Ver premio 2007 Ver premio 2008