Fundación La Nación Banco Galicia Fundación Osde Ashoka Emprendedores Sociales Fundación Arte Vivo Fundación Cimientos

PROYECTO

Atención a la diversidad
  • Escuela: Colegio Madre Teresa - Distrito Escolar: San Fernando
  • Teléfono: 011-45800452
  • Correo electrónico: cmadreteresa@yahoo.com.ar
  • Fecha de inicio del proyecto: 03/2009
  • Fecha de finalización o fecha prevista para la finalización del proyecto: 12/2015
Problemática principal para abordar en el proyecto vinculada al proceso de enseñanaza / aprendizaje:

El colegio Madre Teresa se ha propuesto como misión proporcionar una educación de calidad a los niños más pobres de la comunidad. Un elevado porcentaje de las familias que envían sus niños a la escuela tiene necesidades básicas insatisfechas. La situación socioeconómica de la mayoría de los alumnos es la siguiente: habitan viviendas precarias y en situación de hacinamiento, por lo que deben permanecer muchas horas en la calle; su alimentación es insuficiente y son frecuentes los problemas de desnutrición; se han verificado situaciones de abandono físico, emocional y sanitario, situaciones de promiscuidad, inestabilidad laboral de los padres, ausentismo, falta de estimulación, y en algunos casos trabajo infantil. Sus experiencias lúdicas son limitadas y viven pocas situaciones domésticas en un clima tranquilo y propicio para la concentración, la lectura y el estudio. Si bien la gravedad de estas situaciones no es la misma para todos los niños, son numerosos los casos de niños con gran dificultad para alfabetizarse, para concentrarse y atender, y con baja tolerancia a la frustración. Se trata de alumnos que necesitan más tiempo para realizar los trabajos, se dispersan con gran facilidad, les cuesta mucho ordenarse, organizar su tiempo, sus tareas, etc. En general, son alumnos que en la clase están como perdidos o abandonan la tarea por la mitad, tienen sus carpetas incompletas, no comprenden los contenidos nuevos. Algunos, además, tienen conductas disruptivas. Y, no casualmente, la mayoría de nuestros alumnos con mayores dificultades para aprender son, al mismo tiempo, los más vulnerables desde un punto de vista socioeconómico. Esta situación dista de ser exclusiva de nuestro colegio. Es más, se trata de una situación que puede encontrarse en un muy elevado porcentaje de instituciones de nuestro país. Ante las dificultades de los alumnos más pobres para alcanzar los contenidos básicos de la educación, con frecuencia las escuelas bajan sus expectativas de aprendizaje. Este hecho determina que los niños egresan con un bajo nivel de conocimientos que no les permiten la continuación de sus estudios ni una efectiva integración a la sociedad. A pesar de haber ido a la escuela primaria, se perpetúa la situación de exclusión. En el Colegio Madre Teresa estamos convencidos de que es responsabilidad del sistema educativo, de los maestros, encontrar estrategias no sólo para retener a los niños en las escuelas sino para garantizar que logren aprendizajes que les permitan enfrentar su futuro y su participación social con otras perspectivas. Por eso hemos realizado algunas opciones y propuestas que, creemos, resultan innovadoras. En primer lugar, el Colegio, desde sus inicios, se propuso garantizar una educación de calidad para los más pobres, entre los pobres, porque sabemos que no se trata de exigir y evaluar sino de exigir y acompañar. Solo así los niños tendrán una oportunidad real de desplegar su potencial. Si nuestros alumnos no aprenden como les enseñamos, no son ellos quienes deben cambiar, somos nosotros quienes debemos buscar las estrategias de enseñanza adecuadas.

Diagnóstico y motivación (cuál fue el problema que dio origen al proyecto):

Desde su creación, el colegio reconoció la presencia en sus aulas de niños más vulnerables que el resto, de niños que no lograban aprender al ritmo de sus pares. La primera estrategia desarrollada fue el diseño de adecuaciones curriculares pensadas por los docentes de grado y puestas en práctica por los alumnos dentro de la clase. Esta estrategia tiene sus limitantes ya que el docente tiene muchos alumnos a cargo (30 alumnos por aula) y las problemáticas del resto del grupo no son menos complejas. Es por ello que continuamos encontrando que en cada aula hay entre 5 y 7 alumnos que tienen grandes dificultades para seguir el ritmo de la mayoría del grupo. A pesar de las adecuaciones realizadas para que los alumnos logren acceder a los contenidos trabajados (modificar contextos, cambios en el aula, modificar actividades, cambiar formas de abordar los contenidos, intentar dar ejercicios más cortos, más legibles, etc.), hemos comprobado que estos chicos siguen sin poder aprender. Comenzamos a pensar que debíamos generar nuevas estrategias al comprobar que, al trabajar en el gabinete, en espacios individuales o en pequeños grupos, los mismos alumnos que hasta ese momento no aprendían, respondían de modo distinto. Nos encontrábamos que estos alumnos, gracias al trabajo más personalizado no sólo lograban buenos resultados sino que se los veía contentos y entusiasmados. ¿Cuál era la diferencia entre estos niños y los demás? ¿Se trata de niños con dificultades de aprendizaje? La experiencia que venimos realizando nos demuestra que, en la mayoría de los casos, definitivamente no. Más bien se trata de niños con “dificultades de enseñanza”. Cuando un niño de los sectores medios no entiende la explicación de la maestra en clase, la mamá, el papá, la hermana mayor, la tía, la maestra particular o la psicopedagoga se sientan con él y le dan el apoyo que necesita para aprender y no quedarse atrás. En los contextos más pobres, la dureza de la vida cotidiana no permiten que haya adultos en condiciones de realizar esta tarea: o no tienen el conocimiento, o no tienen el tiempo y ciertamente no tienen los medios para pagar un apoyo especializado. Los niños no aprenden y, con el tiempo, se convencen de que son ellos quienes no tienen la capacidad para aprender. La experiencia, día a día en los espacios más individualizados que creamos, nos demostró que estos niños necesitan una aprobación constante de su trabajo para poder avanzar, y que la mejor arma para combatir la baja autoestima es el estímulo de un adulto, el refuerzo positivo de sus logros. La mayoría de estos alumnos no cuenta con ninguna otra posibilidad de apoyo fuera de la escuela. También es importante señalar que los mayores progresos se daban cuando los contenidos eran significativos para ellos, cuando la enseñanza contemplaba la integración de los nuevos contenidos a los conocimientos previos de los alumnos y a los esquemas cognitivos disponibles. Si bien todos los alumnos del Colegio Madre Teresa necesitan que se valoricen sus costumbres y sus valores culturales, y que tengamos acceso a sus propias representaciones sociales, los alumnos más vulnerables, lo necesitan aún más, porque no tienen otros andamiajes y recursos que los demás compañeros han podido construir. En la mayoría de los casos, su fracaso escolar es la manifestación de su inseguridad con respecto a lo que se espera de ellos. Estos alumnos manejan la premisa de que “no pueden alcanzar lo que se les propone.” El proyecto que diseñamos, Atención a la diversidad, surgió de la convicción de que, si les damos el apoyo adecuado, todos los niños pueden aprender. Y es nuestra responsabilidad como docentes asegurarnos de que así sea

El proyecto se vincula principalmente con el aprendizaje de:
  • » Ciencias Exactas
  • » Lengua y Literatura
Descripción (descripción general del proyecto, estrategia principal o eje del proyecto):

Proyecto de Atención a la diversidad El colegio decidió crear un espacio bien definido para aquellos alumnos que, a pesar de todos los esfuerzos institucionales realizados durante estos años, seguían sin aprender al nivel de sus pares. Por ello, el Colegio Madre Teresa está atendiendo a la diversidad de sus alumnos a través de tres espacios bien definidos de trabajo: 1. Aula Abierta Aula Abierta es un espacio de trabajo que se desarrolla por la tarde dentro del horario escolar y en el cual grupos de no más de 5 alumnos trabajan fuera del aula durante una hora diaria con una maestra de apoyo. Está pensado para los alumnos que necesitan un acompañamiento que no se les puede dar dentro de aula pero que, con un apoyo más personalizado, podrán lograr los objetivos mínimos propuestos para ese grado. En este espacio no se hace la tarea para el hogar sino que se diseñan actividades adaptadas al nivel real de conocimientos de los niños. Estas adaptaciones implican una leve alteración de la planificación del grado y están dirigidas a la prevención y recuperación de dificultades menores de aprendizaje o al enriquecimiento de aprendizajes. El Aula Abierta está a cargo de maestras de apoyo, una por grado, con planificaciones acordes a cada grupo. Esta planificación es acordada con el maestro de grado. Los alumnos serán evaluados con pruebas adaptadas (evaluaciones realizadas en función de sus capacidades) y en el boletín figurará que reciben adaptación curricular. Es importante aclarar que este espacio no es para que los alumnos lleguen a rendir mejor que sus compañeros sino para evitar que la brecha entre unos y otros se siga agrandando. Buscamos que alcancen los contenidos mínimos del grado y que puedan poner en práctica todas sus potencialidades y mejorar su autoestima. 2.- Integraciones Internas Esta segunda instancia del Proyecto está destinado a los alumnos que habiendo participado de otros proyectos siguen presentando dificultades en el aprendizaje. Son alumnos con las siguientes características: No logran alcanzar los objetivos mínimos del currículum. La adaptación curricular que necesitan es significativa o muy significativas (modificaciones mayores en el curriculum que pueden consistir en la eliminación de objetivos, contenidos esenciales, modificaciones en la evaluación, acreditación, etc.) Tienen un desfasaje de dos años con respecto al resto del grupo. Han sido derivados y seguidos por el Equipo de Orientación Escolar (EOE) del colegio durante un año, por lo menos. No tienen un diagnóstico de discapacidad. Las integraciones internas se concretan con un Plan Pedagógico Individual (PPI) elaborado por la maestra recuperadora en función de la planificación pensada por el docente del grado. 3.- Integraciones con escuela especial Esta última parte del Proyecto está destinado a aquellos alumnos que tienen algún diagnóstico médico o psicopedagógico que comprometen su aprendizaje, por ejemplo: discapacidad intelectual, retrasos madurativos, desnutrición crónica, encefalopatía, etc. Trabajan con una maestra integradora de la escuela especial Nº 501 y con la maestra recuperadora del colegio. Son alumnos que: No alcanzan los objetivos mínimos del currículum. La adaptación curricular que necesitan es significativa o muy significativas. Tienen un desfasaje de dos años con respecto al resto del grupo. Han sido derivados y son acompañados por el EOE.

Objetivo general del proyecto:

Proporcionar un apoyo adicional al aprendizaje de los alumnos más vulnerables para que, como el resto de los alumnos del colegio, accedan a una enseñanza de calidad adecuada.

Objetivos específicos del proyecto:

Brindar estrategias alternativas a aquellos alumnos que tienen mayores dificultades para aprender. Crear un espacio institucional donde los que tienen más dificultades sean los protagonistas. Reforzar contenidos previos y anticipar los nuevos.

Plan de acción (pasos o etapas):

A principio de año, los maestros de grado realizan un diagnóstico del grupo e identifican, en conjunto con la dirección de la escuela, los maestros de apoyo y el EOE a los alumnos que estarán en el aula abierta o en integración. Se realiza una reunión con los padres de los alumnos del Aula Abierta e integración para informarles las pautas y funcionamiento del proyecto. Se les informa a los padres que en el boletín de los alumnos que forman parte del proyecto dirá “con adaptación curricular”. De este modo se deja sentado que los contenidos y las evaluaciones están adaptadas a sus necesidades. Los alumnos que se incorporan al proyecto de aula abierta permanecen en él como mínimo un trimestre. Al finalizar cada trimestre los niños son evaluados con una prueba adaptada. En caso de que ya hayan alcanzado un nivel que les permita continuar al ritmo de sus compañeros sin un apoyo adicional, son dados de alta del proyecto Aula Abierta, dando lugar a otros alumnos. Esta decisión se toma en conjunto con el maestro de grado, el EOE y la dirección y es comunicada a los padres. Mientras los niños son parte de Aula Abierta, una vez por semana los maestros de apoyo tienen una reunión con el EOE para hacer un seguimiento de cada uno. De ser necesario, el EOE cita a los padres para que acompañen más de cerca el proceso. Los alumnos de integración interna y con escuela especial son seleccionados a principio de año y permanecen en este espacio durante todo el año o durante varios años consecutivos. Estos alumnos trabajan con la maestra recuperadora del colegio o la maestra integradora de la escuela 501 dos horas semanales, dentro o fuera del aula, de acuerdo a lo pautado con el docente de grado. Son evaluados trimestralmente de acuerdo al PPI elaborado para cada uno. La promoción de grado es evaluada por todo el equipo de orientación junto con los docentes y la dirección, teniendo en cuenta sus progresos en el año, el vínculo con sus compañeros, las repitencias anteriores, etc. Tanto los alumnos integrados internamente como los alumnos acompañados por la escuela especial son alumnos que permanecen en esta instancia, en principio, el resto de su escolaridad. Aunque hay algunos casos que se les ha dado el alta cuando se lo consideró posible.

Cronograma de actividades:

El Aula Abierta funciona todos los días por la tarde, cuatro días con atención directa a los niños y un quinto día en el que los maestros de apoyo se reúnen con los maestros de grado y el EOE para monitorear el proceso de cada alumno y revisar la planificación. Creemos que este es un aspecto fundamental del proyecto. En las escuelas suelen existir pocos espacios para la reflexión y el intercambio entre docentes, lo cual afecta negativamente la tarea de los maestros. Particularmente en el caso de los niños con mayores necesidades de acompañamiento, el seguimiento y la planificación conjunta son variables críticas para brindarles oportunidades efectivas de aprendizaje. En los cuatro días de trabajo con los niños, la participación en Aula Abierta es de 1 hora por día. Durante el resto de la tarde y en la merienda los alumnos de apoyo están con el maestro de grado. Esta organización permite que cada maestro de apoyo atienda a dos grupos de Aula Abierta por tarde. Las actividades que se realizan son: un día a la semana se trabajan contenidos de lengua, otro día los de matemática, en otro día se abordan estrategias de organización para el aprendizaje, y el último día se trabaja sobre un proyecto comunitario anual (elaboración y puesta en marcha de un proyecto que tenga como destinatario algún miembro de la comunidad educativa, ej: elaborar un cuento para contarlo a los alumnos de jardín, etc.) En el caso de los niños en integración, la maestra integradora trabaja con ellos dos veces por semana por la mañana. La metodología (afuera o dentro del aula) es acordada entre el maestro de grado y el maestro integrador. Mientras el alumno no está con el maestro integrador, el maestro de grado se hace cargo del seguimiento del PPI, el cual cuenta con orientaciones de actividades a desarrollar. El proyecto en su totalidad es supervisado semanalmente por el EOE. Se intenta involucrar a las familias en los progresos de sus hijos. Si hubiera alguna problemática que exceda lo áulico se acompaña con los profesionales del EOE (asistente social, fonoaudióloga, psicopedagoga y prof en cs de la educación) y se realizan intervenciones de forma transdisciplinaria.

Contenidos abordados:

A. En el Aula Abierta los contenidos se centran en Lengua y Matemática, considerando que en estos chicos lo más importante es focalizar la atención, cuánto más acotado sea el campo mejores resultados habrá. En cada área se trazaron 4 grandes ejes que sirven de base para el resto de los aprendizajes del área. Se pone especial énfasis en los aprendizajes significativos. Lengua: Adquisición de fluidez en la escritura y la lectura, producción de textos y comprensión lectora Matemática: Situaciones problemáticas, cálculos mentales y lógica matemática, cuantificadores y descomposición de números. Además, un día a la semana se destina a desarrollar un proyecto anual que tenga implicancia institucional. Algunos grupos arman juegos para que otros alumnos los usen, otros aprenden a leer y contar cuentos para los niños más pequeños, otros confeccionan libros con las historias elaboradas por ellos para imprimir y que quede en biblioteca, etc. B. En el caso de los niños integrados internamente y con escuela especial los contenidos son los planificados en el PPI, en todas las áreas y siempre acordándolo con el docente a cargo del grupo. Además, el proyecto abordado por este grupo es “Los Comunicadores” de la institución. Objetivos: Tomar nota de la información que se les ofrece oralmente o a través de la lectura de gráficos, y archivos Volcar la información, organizarla y anticiparse temporalmente. Escribir la información en la computadora, editarla e imprimirla Darla a conocer utilizando una cartelera.. Desarrollo: Menú del almuerzo: Día a día, en el primer momento de la mañana, usarán la cartelera para comunicar a toda la población de la escuela lo que se almorzará. Para ello, y de manera anticipada, harán las averiguaciones necesarias y escribirán el menú de cada día. Todas las mañanas cambiarán el cartel del día anterior por el correspondiente. Colmos y adivinanzas: Los días lunes, publicarán en la cartelera una adivinanza. El día miércoles pondrán la respuesta sobre la pregunta. Previamente habrán recolectado, elegido, memorizado, escrito en la P.C. y editado dicho material para compartir. Anuncio diario de los cumpleaños de los compañeros. En la misma cartelera se consignará el nombre de las personas que ese día cumplen años. Para ello y con antelación habrán recabado la información consultando documentos y confirmando con los maestros.

Producciones:

1. Un compact con chistes pensados, redactados y grabados por ellos, Objetivos: Reflexionar sobre el lenguaje a partir de los chistes. (La utilización sinónimos, de parónimos y homónimos para crear chistes). Reconocer en la propia redacción los errores ortográficos. Ejercitar la expresión oral. Actividades: 1- Compartir chistes que recordamos. Analizamos el por qué de la risa. La coherencia y la incoherencia. Las palabras con doble sentido 2- Buscar en libros y revistas chistes y nos fijamos si los entendemos o no. 3- Ejercitar la memoria y los recitamos. 4- Seleccionar los cinco que más nos gustan. 5- Escribir en la computadora y guardarlos en un archivo. 6- Grabar los chistes con un MP3. Escuchar y detectar las entonaciones, errores y aciertos. 7- Diseñar la portada. 8- Compartir con la comunidad educativa los pasos realizados para llegar al producto. 2. Ludoteca Los chicos aprenderán a jugar distintos juegos. Todos los juegos presentados tendrán para quien los propone (docente) un interés didáctico, por lo cual se convertirán en un medio a través del cual los participantes aprenderán diferentes contenidos tanto del área de lengua como de matemática. En un segundo momento, la propuesta se focalizará en poder pensar el mismo juego para los nenes del jardín. Esto permitirá a los chicos realizar un recorrido hacia atrás desde lo que saben actualmente (el conocimiento que usan para jugar) hasta sus primeros aprendizajes (secuencia de conocimientos), lo que implicará trabajar con la reversibilidad del pensamiento. Además habrá que: Armar los juegos. Organizar el espacio de la ludoteca. Hacer invitaciones. Pensar en cantidad de alumnos, días, horarios, etc. Como cierre del proyecto se invitará a participar del espacio de la ludoteca a los alumnos de sala de 5 de los Jardines de la Parroquia (Kolbe y Estrella de Belén), replicando lo realizado con los alumnos del colegio. 3. Cartelera Producción del proyecto de comunicadores (descripto en punto anterior del proyecto) 4. Armado de un juego de mesa Desarrollar el contenido y material de un juego de mesa (objetivo del juego, referencias, tablero, fichas, consignas, etc.) 5. Rotafolios Un grupo de trabajo piensa en conjunto un cuento, escriben el texto y cada miembro dibuja una parte del cuento. Una vez finalizado, cuentan el cuento en diferentes aulas.

Recursos necesarios para el desarrollo del proyecto:
  • » Materiales: Material didáctico específico para este trabajo, libros de lectura, láminas, cuadernos personales pa
  • » Humanos: Los maestros de apoyo, la maestra recuperadora, la psicopedagoga, la coordinadora del gabinete.
  • » Edilicios: Se utilizan los espacios comunes (biblioteca, SUM, gabinetes, comedor, etc) para trabajar con los di
¿Cuenta la escuela con todos estos recursos o solo con algunos?

No contamos con todos los recursos, nos falta una maestra para un grado del Aula Abierta. Actualmente hay dos grados que salen menos horas. Los espacios que se utilizan son espacios comunes porque no hay aulas disponibles. Quisiéramos también, contar con una persona que nos pueda sistematizar todos los datos de familias y alumnos para poder investigar en profundidad la población con la que trabajamos y mejorar la calidad del trabajo.

Logros / Resultados del proyecto, en función a la problemática planteada:

Esperados:
Los logros que estamos obteniendo son varios. Por un lado, hemos demostrado que no es correcto recurrir a categorías patológicas para explicar las dificultades que experimenta la mayor parte de los niños en contexto de pobreza. Dándoles contención y recursos pedagógicos apropiados a su realidad, los chicos aprenden.Se los ayuda a ser resilientes. Evitar la deserción y lograr que la brecha que separa a estos alumnos del resto del grupo no se agrande.

Alcanzados:
Hay logros, de parte de los alumnos,en la aceptación de las reglas, en el autoconocimiento, en la verbalización de sus emociones, en la valorización del propio trabajo, en su autoestima. Y en el aprendizaje de los contenidos que se les enseñan. Por otro lado, consideramos que es un logro la valorización del espacio por parte de los alumnos, y especialmente de los padres.

Participantes del proyecto:
  • » Alumnos
  • » Docentes
  • » Otros
  • » Participan otras escuelas / intituciones: Escuela 501
Explique la participación de cada uno de los otros actores involucrados:

La trabajadora social del colegio interviene en las reuniones con los maestros para brindarles información sobre cada uno de los entornos familiares y además asesora en demandas que puedan surgir en el proceso de trabajo. La fonoaudióloga del EOE también acompaña el trabajo del proyecto asesorando y trabajando con aquellos niños que necesitan tratamiento.

¿Cuál de los aspectos del proyecto considera usted que son creativos / innovadores?
¿Por qué?

La decisión de crear un colegio de calidad para los niños más pobres de la comunidad fue la primer innovación. Con el correr del tiempo y observando que entre los alumnos del colegio hay algunos que son más vulnerables que el resto, se decide crear un espacio inclusivo para dar protagonismo a aquellos alumnos con mayores dificultades. Este sería el segundo aspecto innovador. No se le pide a los chicos que se adapten a la modalidad de la escuela sino que es el colegio que decide adaptarse a la nueva realidad de los alumnos.

Referentes:

Beatriz Diuk. Licenciada en Ciencias de la Educación y Dra. en Psicología. Investigadora del Conicet. Teléfono: 4567-2904. E-mail: beadiuk@gmail.com

Recomendar este proyecto a un amigo/a





Ver premio 2007 Ver premio 2008