Premio Comunidad Inclusiva 2007
Fundación Diario La Nación

Proyecto Educativo- recreativo

  • Educación
  • Argentina - Ciudad Autónoma de Buenos Aires
    Contacto: "Creando el futuro (CREAFU) Asociación Civil"
    Teléfono: (011) 4774-3245 Dirección: Av. Rivadavia 2890 4º piso Of. 308
    E-mail: info@creafu.com.ar
    Web: www.creafu.org

    Actores involucrados en la práctica:
    "Creando el Futuro (CREAFU) Asociación Civil" es una OSC integrada mayoritariamente por jóvenes voluntarios, sin fines de lucro, que desarrolla distintas actividades solidarias en villas y barrios de alta vulnerabilidad social de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, desde el año 1996.

    Nuestra misión consiste en "Promover el desarrollo sustentable de comunidades de escasos recursos económicos desde la educación y el impulso de proyectos productivos y talleres comunitarios, facilitando la adquisición de herramientas que permitan alcanzar una efectiva igualdad de oportunidades.

    Promovemos valores humanos esenciales tales como la solidaridad, tolerancia, respeto, honestidad, transparencia, cooperación, la participación de la ciudadanía en el voluntariado y la autogestión".
    Explicación de cómo y por qué nace la práctica:
    En los orígenes de CREAFU, en 1996, prevalecía en Argentina un cuadro de situación caracterizado por un creciente desempleo, pobreza y exclusión social.
    Ante esta situación, un grupo de jóvenes estudiantes de la Universidad Pública, que integraban inicialmente el Centro de Estudiantes de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA), comenzamos a preguntarnos qué podíamos hacer para brindar una solución a esta problemática.

    Es así que se decide trabajar junto a los sectores más marginados de la sociedad en pos de una mejor educación, la que consideramos uno de los más eficaces instrumentos a la hora de quebrar el círculo vicioso que eslabona y profundiza la relación existente entre la pobreza, la escasa instrucción y la exclusión socio-laboral.

    El inicio de este trabajo fue desarrollar una actividad educativa no formal en grupos comunitarios ubicados en villas y barrios marginados de la Ciudad de Buenos Aires, con el objetivo de complementar (y no reemplazar) la acción de la familia y la escuela.

    Dicha actividad solidaria comenzó a realizarse en el año 1996 en el grupo comunitario "Carasucias" -de Mónica Carranza-, y a medida que transcurrió el tiempo nuestro emprendimiento solidario fue creciendo en forma paulatina y constante. Es así que en los años 1997 y 1998 se sumaron muchos voluntarios a la tarea solidaria, y comenzamos a extender la actividad educativa a otros grupos comunitarios.

    El "Proyecto educativo- recreativo" que desarrolla CREAFU está destinado directamente a niños y adolescentes entre 5 y 15 años que integran familias y comunidades de escasos recursos económicos.

    Se desarrolla en 4 grupos comunitarios de la Ciudad autónoma de Buenos Aires: Pamperito (Villa 1-11-14, Bajo Flores), Los Vecinitos (Villa Soldati), Por amor a los niños (Ciudad Oculta, Mataderos) y Madres de San Cristóbal (Boedo), y se lleva a cabo todos los sábados de marzo a diciembre de cada año (por la tarde).

    Persigue los siguientes objetivos:

    • Promover el desarrollo integral de los niños y adolescentes, estimulando la adquisición de competencias pertinentes para desenvolverse en la vida diaria, escolar y extra escolar.
    • Generar espacios en los cuales las actitudes de solidaridad, cooperación, autonomía y respeto mutuo formen parte esencial de las relaciones grupales, a través de las cuales se formen en los valores esenciales de la vida ciudadana y democrática
    • Fortalecer la articulación con la institución educativa formal (escuela) a fin de elaborar acciones en conjunto que apunten a la mejora del rendimiento escolar de los niños y adolescentes.
    • Colaborar con prácticas específicas para que los niños y adolescentes avancen eficientemente en su trayectoria escolar. Para lograr dichos objetivos, hemos planificado y llevamos a cabo distintas actividades educativas. Las actividades de cada sábado se dividen en dos bloques, con las siguientes características:

    • Taller Escolar.

    Acompañar a los niños en su trayectoria escolar es uno de los objetivos esenciales de la actividad solidaria que realiza CREAFU, que tiende a evitar el fracaso y la consecuente deserción escolar. Para cumplir con ese objetivo se realiza un taller escolar donde se analizan, completan y profundizan contenidos que resultan dificultosos de abordar a los niños por sí solos.
    El enfoque del taller educativo se centra en el trabajo de competencias básicas que permitirán un desarrollo integral en la formación de los chicos, entendiendo por competencias al conjunto de habilidades y estrategias que puedan desplegar para abordar, resolver y transferir contenidos escolares a otras situaciones de la vida cotidiana.

    • Recreación.

    Creemos que no alcanza solamente con reforzar los contenidos curriculares que los niños adquieren en la escuela, ya que también existen aspectos del desarrollo cognitivo de los niños que en algunas oportunidades no tienen el espacio necesario en la escuela.
    La imaginación, la creatividad, el sentido común, la reflexión y el pensamiento crítico son aspectos que resulta conveniente incentivar en el espacio semanal que ocupa CREAFU, mediante herramientas ingeniosas y creativas, independientemente de la metodología y contenidos impartidos en la escuela.
    Es por ello que luego del Taller Escolar, durante un espacio de aproximadamente 45 minutos realizamos distinto tipo de actividades educativo-recreativas que pueden dividirse en dos tipos:

    - Realización de talleres y juegos didácticos, que permiten que el niño practique contenidos curriculares mediante la interacción con material concreto, partiendo de situaciones cotidianas, (por ejemplo, aplicar nociones matemáticas jugando al supermercado, o prácticas de lectoescritura mediante talleres literarios).
    - Realización de actividades recreativas, con el doble objetivo de fomentar no solo la diversión sino también la integración.
    Ambos bloques involucran actividades que se complementan y permiten el desarrollo de distintas aptitudes y actitudes en los niños. Esto a su vez implica una necesaria y efectiva participación de los voluntarios ya que de la correcta coordinación de ambas se cumplirán los objetivos anteriormente propuestos.
    Además de las mencionadas actividades semanales periódicas (taller escolar y recreación) desarrollamos otras actividades:

    • Eventos generales.

    A realizarse con la participación conjunta de todos los grupos comunitarios con los que interactuamos. Este tipo de eventos tiene por objeto estimular y desarrollar las habilidades intelectuales y actitudinales de los niños en Jornadas donde se integren y compartan actividades con otros chicos.
    Durante el año se eligen tres eventos para realizar dentro de las siguientes cinco posibilidades: Foro Debate, Encuentros Matemáticos, Jornadas de Integración Cultural, Feria de Ciencias y Concurso Literario. La elección se realiza en el momento de la planificación anual en el mes de febrero.

    Problema o necesidad que intenta resolver:
    La Asociación Civil CREAFU trabaja desde hace más de 8 años en 4 Grupos Comunitarios del Sur de la Ciudad de Buenos Aires.

    Es intención de este Proyecto trabajar junto a la Escuela, para que aquellos niños que, por alguna circunstancia especial de su vida no han podido o no pueden apropiarse de los bienes culturales, lo hagan con mayor facilidad. De esta manera contribuiremos a la "igualdad de oportunidades" ya que los niños que concurren a nuestro taller no estarán en desventajas con respecto de sus pares, situación que por lo común provoca en aquel que ve disminuido su capital simbólico, la baja de su autoestima, hecho que obstaculiza de manera crucial el proceso de aprendizaje.

    No es tarea fácil para el sistema formal de educación insertar a los niños que han desertado, una vez abandonada la escolaridad es complicado que los niños vuelvan a la Escuela, muchas veces el mismo sistema es el que los expulsa, aleja al alumno, no tiene o no encuentra su lugar, es ajeno a él y a su propia historia de vida, por eso es importante realizar una acción de alto impacto para que el niño no abandone la escuela.
    Nuestros voluntarios requieren ampliar su formación en educación no formal. En consecuencia este Proyecto incluye en su trayecto el desarrollo de talleres de "voluntariado en general", y específicos en materia de "educación no formal".

    Impacto que se logró o espera lograr en la calidad de vida de las personas excluidas:
    Los beneficiarios del proyecto son:
    a) Beneficiarios Directos: 150 niños de entre 5 y 12 años de la Ciudad de Buenos Aires
    b) Beneficiarios indirectos:

    Hermanos de los niños que asisten a los Talleres: aproximadamente 150 personas.
    Padres de los niños que asisten a los Talleres: aproximadamente 60 personas.
    Los Voluntarios que ejecutan los Talleres: 40 voluntarios.
    Beneficiarios totales: 400 personas.

    Así el impacto esperado: niños de edad primaria (6 a 12 años), con mayor nivel de formación (el impacto será medido a través de las calificaciones que obtengan en la Escuela); voluntarios capacitados (se medirá a través de una evaluación final); bibliotecas instaladas.

    Aspectos innovadores o replicables de la experiencia:
    Consideremos que nuestro proyecta presenta la característica de ser un proyecto sustentable, ya que deja capacidades instaladas a través de la formación (de niños y voluntarios); y aspectos físicos (la instalación de bibliotecas comunitarias). A su vez, a través del trabajo en RED se pretende acercar a la gestión junto con otras organizaciones, empresas donantes y nuevos voluntarios.

    Desde el punto de vista de la propuesta podemos afirmar que la forma de abordaje de los contenidos trabajados en el taller es su aspecto más innovador, intentamos dejar en los niños que concurren al taller instaladas competencias relevantes para transitar la escolaridad con el mayor éxito posible, esto dista del viejo concepto de apoyo escolar, no solo se trata de dar contenidos escolares, reforzando prácticas de la escuela, sino que aspiramos a que nuestras niños se formen en la reflexión, el pensamiento crítico, el respeto por el otro, para eso promovemos la realización de actividades donde se puedan poner en juego estas estrategias, brindándoles a los niños numerosas oportunidades de desarrollo de sus capacidades, pero respetando su individualidad y sus saberes previos.

    Principales obstáculos o desafíos que presenta la práctica:
    Cuando una propuesta es innovadora porque rompe con viejos esquemas es largo el proceso de aceptación por parte de los responsables que los niños concurran al taller, se hace necesario explicar y justificar de una manera insistente las acciones, además a veces la discontinuidad en el voluntariado también es un obstáculo, el desafío presentado es la capacitación de los voluntarios en esta nueva manera de entender la educación no formal y lograr que se apropien de un nuevo modelo de ayudar a los niños en su trayectoria escolar, más allá de la impronta de su propio proceso de aprendizaje.

    ¿En el caso de resultar premiada la práctica postulada, en qué invertirá el premio?
    En caso de resultar premiado nuestro proyecto el dinero estaría destinado a cubrir las necesidades básicas de la población destinataria que nos ayudará a cumplir con los objetivos del proyecto, a saber:

    • Útiles para el desarrollo de los talleres
    • Material didáctico que será utilizado para los talleres y eventos anuales
    • Capacitación en voluntariado en general y en aspectos en educación no formal para los voluntarios involucrados en el proyecto.
    • Transporte para la realización de salidas recreativas-educativas
    • Equipamiento para el armado de bibliotecas comunitarias
    • Equipamiento para la realización de actividades físicas


    premiocomunidad@lanacion.org.ar
    Ver Web Site Alejandro Marmo
    Copyright 2018 SA LA NACION | Todos los derechos reservados